Seleccionar página

Cubierta Inclinada

Aislamiento exterior en cubierta inclinada de tejas de cerámica u hormigón, instaladas sobre un forjado inclinado que forma la pendiente de la vertiente de la cubierta. Realizada con tejas de cerámica o de hormigón, que van claveteadas sobre rastreles instalados sobre un forjado o tablero inclinado, que forma la pendiente de la vertiente de la cubierta o bien directamente amorteradas sobre la placa de XPS ranurada.

Productos recomendados

    URSA XPS N-III PR L

    URSA XPS N-III I

    URSA XPS N-III L

CATALOGO
URSA XPS El aislamiento resistente y duradero

Ventajas

  • Habitabilidad de la buhardilla. Permite dejar libre el espacio de la buhardilla, y que esta se encuentre en unas condiciones térmicas de confort.
  • Aprovechar la inercia térmica. El aislamiento permite aprovechar la inercia térmica del forjado inclinado, siendo el interior menos sensible a los cambios de la temperatura exterior.
  • Eliminación de puentes térmicos. Capa continua de aislamiento que evita puentes térmicos.
  • Carga sobre el aislante. La alta resistencia a compresión del URSA XPS permite soportar las cargas que afectan a la cubierta (peso teja, nieve, cargas de uso...).
  • Durabilidad. La baja absorción del agua de URSA XPS (<0,7%) y su resistencia al hielo-deshielo lo hacen ideal en cubiertas donde el aislante queda expuesto a la intemperie.
  • Instalación rápida. La facilidad para cortar e instalar las planchas con sus bordes mecanizados, permite un alto rendimiento en el acabado de la cubierta inclinada.